Ecología del alma
Herramientas para cultivar una ecología del alma

Sati

Cartel

Tras veintiséis años de vivir en las montañas cocinando el alma al fuego lento y abrasador del silencio de la naturaleza y la vida en comunidad la brújula marcó Madrid como siguiente casilla en este juego de la oca que desde el Cielo juegan.

Acostumbrada a compartir decidí darle una sede a mi nuevo proyecto de Ecología del Alma, por lo que abrí un centro en uno de los corazones de la ciudad, en Chamberí. Un lugar de encuentro para encender el aprendizaje de esa habilidad innata que es la Atención Plena a través de talleres de siete semanas y sesiones semanales de recuerdo de lo aprendido.  Lo llamé SATI, pues la etimología de la palabra Recuerdo evoca profundas aspiraciones de toda alma que quiere sacudirse el olvido de lo que somos.

Comparto y dirijo el centro con mi hermana Isabel, profesora de yoga que atiende con dedicación exquisita a adultos y a niños. Ver Clases de Yoga

Con Ecología del alma quería acercar herramientas que  permitiesen vivenciar las metáfora que preñan mis artículos, reportajes y entrevistas. De que Todo es Uno y que vivimos de espaldas al milagro nuestro de cada día.

Además de las clases semanales de meditación y Qi Gong, SATI organiza el ciclo de música IntimaMúsica donde el silencio y la meditación se dan de la mano para acoger el secreto que esconde la música y que conmueve los corazones. Ver Ciclo Intima Música

También alquilamos la sala a distintos amigos para presentar sus trabajos en forma de talleres o distintas actividades relacionadas con la salud.